Un libro único en la historia del cante jondo. Se trata de un recorrido histórico y pormenorizado de la influencia de la Justicia en el mundo del flamenco. Los diferentes capítulos están estructurados siguiendo los diferentes momentos de un proceso judicial y firmados por El Gran Wyoming, Luis Eduardo Aute, Juan Luis Cano, José Sacristán, Justo Navarro, J. L. Ortiz Nuevo, Jesús Gª Calderón y José A. Lorente.

El libro va acompañado de un disco interpretado por Paco Moyano (al cante) y Paco Jarana (a la guitarra).

 

Susana Gómez Lopera: “El periodista y escritor Paco Espínola ha hecho realidad un proyecto que parecía imposible: poner nombre y apellidos a 819 cantes que una perversa tradición “popular” había convertido en huérfanos. Ésta es una de las raras ocasiones en las que se ha datado cronológicamente el momento histórico de la exhalación de ese gemido que llamamos ‘Flamenco’.

Luis Eduardo Aute: “Pura sabiduría de la supervivencia impregna estas prodigiosas letrillas”.

Gran Wyoming: “Las letras de estos cantes tienen ese toque esencial, sintético, es una lírica muy apretada, como las pastillas de Avecrem, verdades como puños”.

José Sacristán: “De suspiro en suspiro, de camino en camino, de sentencia en sentencia, el flamenco ha afectado incluso a mi condición de actor”.